Hallaron en un antiguo pozo un huevo de gallina intacto enterrado hace mil años

Internacionales 10 de junio de 2021 Por Redacción
El antiguo huevo fue encontrado prácticamente intacto, aunque casi completamente vacío a causa de una pequeña grieta, donde solo quedó parte de la yema. Los expertos creen que el ejemplar se remonta al periodo islámico.
57829136_401

Unos arqueólogos israelíes han descubierto el huevo de una gallina de 1.000 años de antigüedad casi intacto durante los trabajos de excavación en un antiguo pozo ciego de Javne, al sur de Tel Aviv, según informó este miércoles (09.06.2021) la Autoridad de Antigüedades de Israel.

"Aún a nivel mundial, se trata de un hallazgo extremadamente raro", dijo en un comunicado Lee Perry Gal, destacada experta en aves de corral en el mundo antiguo de la Autoridad de Antigüedades de Israel.

"Se conocen fragmentos de cáscara de huevo de períodos anteriores. Pero debido a las cáscaras frágiles, casi no se han conservado huevos de gallina enteros. En las excavaciones arqueológicas, ocasionalmente encontramos antiguos huevos de avestruz, cuyas cáscaras más gruesas los conservan intactos", agregó.

El huevo de gallina, que se remonta al periodo islámico según los expertos, estaba bien conservado y protegido por los suaves desechos y excrementos humanos al interior del pozo ciego.

La directora de la excavación, Alla Nagorsky, calificó el hallazgo como "sorprendente" y añadió: "En la actualidad, los huevos rara vez sobreviven tanto tiempo en los cartones de los supermercados".

La cría de aves de corral comenzó en Israel hace unos 2.300 años. A partir del siglo VII d.C. se produjo un notable descenso en los hallazgos de huesos de cerdo en la región, lo que marca la prohibición de comer ese tipo de carne en el periodo islámico.

Los expertos calculan que pertenece al periodo islámico porque junto al huevo se encontraron tres juguetes de huesos típicos de esa época. Los investigadores agregaron que los huevos y la carne de pollo sirvieron así como sustituto de las proteínas.

Por desgracia, cuando el huevo fue encontrado tenía una pequeña grieta, lo que significa que la mayor parte del líquido se había filtrado. Solamente quedaba una parte de la yema, que se guardó para llevar a cabo un futuro análisis de ADN.

57829152_303

Te puede interesar