¿A qué hacemos referencia cuando hablamos de violencia económica?

Sociedad 16 de marzo de 2021 Por Dra. Laura Bustos
Existen muchos tipos de violencia económica, en esta nota voy a hablar de la violencia económica que sufre la mujer en el ámbito de su hogar. Seguramente escuchaste más de una vez el término violencia económica y quizás, muchas veces sin darte cuenta, fuiste víctima de ese tipo de violencia.
WhatsApp Image 2021-03-16 at 5.56.58 PM

En la mayoría de los casos se da en mujeres, las cuales trabajan únicamente en el hogar, (por lo que  no perciben una remuneración por dicha labor), debido a que tienen uno o varios hijos, se encuentran estudiando o simplemente porque no consiguen trabajo, mucho más aún en estos tiempos de pandemia.

Pero la violencia económica, no se da únicamente en esos casos, también puede darse que una mujer independiente, con una profesión y /o trabajo, se encuentre en pareja o casada y luego por cosas de la vida se vea “obligada” a renunciar a su trabajo, una de las causas más comunes es cuando tienen hijos, entonces comienzan  algunos  comentarios :

-¿Cómo vas a  dejar los nenes con niñera, nadie los va a cuidar mejor  que su mamá? 

-¿Para qué vas a trabajar si no te falta nada?

-¿Vas a dejar que una persona extraña los crie?

Estas y muchas otras, son las frases típicas que tiene que escuchar una mujer la cual lucha por ser una “buena madre” e intentar ser una mujer  independiente, entonces se encuentra entre la espada y la pared y para evitar discusiones opta en la mayoría de los casos, por quedarse en su casa y cumplir únicamente su rol de madre (que no es poco ).-

Esto trae aparejado muchos aspectos, ya que una persona que no tiene su propio ingreso o no aporta económicamente en el hogar, pocas veces puede opinar para realizar una u otra compra y /o decisiones que involucren la economía del hogar, ni hablar de dinero para gastos específicamente para ella, para sus actividades personales, ocio, salidas, no sería parte de sus vidas.

Entonces es ahí, donde de a poco y sin darse cuenta se comienza a sufrir violencia económica, por lo general este tipo de violencia siempre viene acompañada de violencia psicológica.

La no independencia económica por parte de las mujeres “es una herramienta” y “un factor de riesgo que utilizan los agresores para seguir sometiendo a las víctimas”.  Una persona se siente poderosa  al sentir que la otra persona depende de ella.

La mejor herramienta  para poder salir de este tipo de violencias es el empleo, sea cual sea, las mujeres hoy en día pueden realizarlo de diferentes maneras, ya sea desde una oficina, local,  desde su propio hogar, o a domicilio. En estos tiempos difíciles donde escasea el trabajo, incluso donde muchas personas perdieron su empleo, algunas lograron reinventarse. Siempre es importante lograr la independencia económica, y de esa manera no estar con una persona solo por necesidad, porque no hay otra opción, porque no tengo  otro lugar donde ir, no aguantar distintos  tipos de violencia solo por depender del otro.

Una “MUJER EMPODERADA”  tiene que ser empoderada en todo los sentidos y debe partir por conocer sus derechos.

 

 

Te puede interesar